Inicio / Otras noticias / Peugeot desarrolla su primer híbrido enchufable, el 308 R Hybrid

Peugeot desarrolla su primer híbrido enchufable, el 308 R Hybrid

Un 308 con prestaciones de “supercar” es el primer híbrido enchufable desarrollado por Peugeot, que así ha llevado a los límites de la deportividad a este compacto que está marcando una nueva era tecnológica en la marca francesa.

Peugeot 308R HYbrid (dinámica-tres cuartos delantero)
Peugeot 308R HYbrid (dinámica-tres cuartos delantero). Foto Peugeot

Peugeot Sport, la división de la marca dedicada a las preparaciones más radicales de la compañía, como las utilizadas en el Dakar, ha sido la encargada de realizar sobre la base de un Peugeot 308, el 308 R Hybrid, un híbrido enchufable de gasolina que entrega una potencia de 500 caballos y un par motor de 730 Nm.

Esta potencia y par están disponibles en distintos rangos bajo los tres modos de conducción disponibles en el sistema híbrido, desde el eléctrico puro (ZEV), al HYbrid y HYbrid Sport, al que se le suma el sistema Launch Control, supervisado por el conductor a través del Peugeot i.

El sistema de propulsión está formado por el motor de cuatro cilindros de gasolina 1.6 THP 270 S&S, con 169 CV por litro; un motor eléctrico con una potencia de 115 CV, acoplado a las ruedas delanteras a través de la caja de cambios de seis velocidades, y un segundo motor eléctrico, con las mismas características, situado sobre el tren trasero.

Al arrancar, el 308 R HYbrid activa automáticamente el modo ZEV, que recurre al motor eléctrico trasero para propulsar el vehículo. Con sus 115 CV, el modo ZEV permanece en funcionamiento hasta que se alcanzan los 100 Km/h.

Si la batería tiene un nivel de carga insuficiente, el 308 R Hybrid pasa, de una forma totalmente autónoma, al modo HYbrid, en el que la potencia y el par que se transmiten a las ruedas alcanzan unos máximos de 270 CV y 330 Nm, respectivamente.

El motor gasolina es la mecánica principal del 308 R Hybrid y la unidad eléctrica delantera interviene en tres fases. En aceleraciones a bajo régimen, compensa el tiempo de respuesta del turbo. Cuando se cambia de marcha, sustituye al motor térmico para asegurar un par constante. Además, también puede recargar la batería.

Peugeot 308R HYbrid (dinámica-tres cuartos delantero)
Peugeot 308R HYbrid (dinámica-tres cuartos delantero). Foto Peugeot

En el modo Hybrid Sport, accesible desde un botón situado en la parte derecha del volante, al pisar fuertemente el pedal del acelerador, los motores eléctricos actúan como un boost y se asocian al motor gasolina para desarrollar hasta 400 CV y 530 Nm. De esta forma, el 308 R HYbrid presenta aceleraciones desconocidas, hasta ahora, en un modelo compacto.

El Peugeot 308 R HYbrid alcanza 250 km/h, velocidad limitada electrónicamente, realiza el 0 a 100 km/h en apenas 4,0 segundos y cubre los 1.000 metros en salida parada en sólo 22 segundos, y ello con unas emisiones de CO2 de 70 g/Km.

El reparto de peso es del 60 % en la parte delantera y de un 40 % en la trasera, y la relación peso/potencia se establece en 3,1 kg/CV.

En un comunicado, Maxime Picat, director general de Peugeot, asegura que “la experiencia y los conocimientos de Peugeot Sport son la mejor garantía para alcanzar cualquier objetivo. Hemos desarrollado el 308 GTi by Peugeot Sport, que supone una revolución en su segmento”.

“La aplicación de un sistema de propulsión híbrido de altas prestaciones en el 308 permite entrever el enorme potencial de esta tecnología en la creación de futuros vehículos superdeportivos”, añade el ejecutivo.

El diseño de este Peugeot 308 R Hybrid, basado en la plataforma EMP2 del grupo PSA, ha sido adaptado a las altas prestaciones, lo que ha requerido, entre otras medidas, de un ensanchamiento de las vías en 80 milímetros y la adopción de neumáticos de grandes dimensiones (235/35 R 19).

Peugeot 308R HYbrid (dinámica-tres cuartos trasero)
Peugeot 308R HYbrid (dinámica-tres cuartos trasero). foto Peugeot

Las necesidades de un mayor caudal de aire fresco para refrigerar el sistema han condicionado la parte frontal, dominada por un capó con tomas de aire y un paragolpes mineral con aristas vivas y planos lisos y una rejilla ajedrezada que también mejora la refrigeración.

Según el fabricante, en la parte trasera, el Peugeot 308 R HYbrid expresa su radicalidad con sobriedad. La zaga es un anticipo del comportamiento en carretera del coche mientras que el pequeño alerón en la parte superior del portón culmina el trabajo aerodinámico. Unos toques de blanco cerámico en los embellecedores de las tomas de aire y las taloneras ponen de relieve el dinamismo del coche.

En el interior y por primera vez, el Peugeot 308 R HYbrid adopta, en un coche basado en un vehículo de serie, materiales hasta la fecha sólo empleados en ‘concept car’, de modo que el salpicadero está forrado con un material textil obtenido mediante una técnica de tejido digital.

Con el Peugeot i-Cockpit, el conductor controla con naturalidad los 500 CV de la mecánica, asegura Peugeot, y para ello se han puesto tres mandos a su disposición. En la consola central, dos botones le permiten supervisar la cadena de tracción, ya que el primero pone en marcha el potente sistema de propulsión del vehículo, mientras que el segundo activa la transición del modo Hybrid al ZEV (100% eléctrico).

Muy cerca del volante, las levas para el cambio de marchas permiten gestionar la caja de seis velocidades con las yemas de los dedos

EFEMOTOREFEMOTOREFEMOTOREFEMOTOREFEMOTOR (No Ratings Yet)
EFEMOTORLoading...

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies