Inicio / Industria / La Fiscalía alemana investiga al jefe de Audi por manipulación de emisiones contaminantes

La Fiscalía alemana investiga al jefe de Audi por manipulación de emisiones contaminantes

La Fiscalía Estatal de Múnich investiga al máximo responsable de Audi, Rupert Stadler, por presunto fraude en relación con el caso de manipulación de emisiones contaminantes.

Logo Audi
Logo Audi. Foto EPA/PETER KNEFFEL

La Fiscalía investiga a Stadler y a otro miembro del Consejo de Administración de Audi, cuyos domicilios fueron examinados según medios locales, por presunta responsabilidad indirecta en la emisión de certificados falsos de esas emisiones y en relación con vehículos diésel comercializados en Europa.

La Fiscalía precisó que con estos dos nuevos responsables de Audi asciende a veinte el número de personas investigadas en el caso.

El anuncio de la investigación se conoce después de que la semana pasada la Oficina Federal de Vehículos a Motor (KBA) de Alemania obligara a Audi a revisar los modelos A6 y A7 con motor diésel de tres litros y paralizara la venta de nuevos vehículos de este modelo por contar con un dispositivo ilegal para manipular las emisiones de gases contaminantes.

La KBA anunció a principios de mayo que había abierto una investigación a este respecto y Audi reconoció “incidentes” que habían llevado a la suspensión temporal de la entrega de los vehículos fabricados a los concesionarios.

Según informó el semanario “Der Spiegel” se trata de un nuevo “software”, distinto al que ya se había descubierto en diferentes modelos diésel del Grupo Volkswagen dentro del escándalo de la manipulación de emisiones que se destapó en 2015.

El pasado febrero la Fiscalía Estatal de Múnich ya registró varios inmuebles de dos exdirectivos de Audi y otro trabajador más en relación a la investigación por la manipulación de las emisiones de gases contaminantes.

A aquellos registros les precedieron los que la Fiscalía realizó el 6 de febrero en la sede central de Audi y en una planta de esta filial del Grupo Volkswagen como parte de las investigaciones por la manipulación de emisiones contaminantes en vehículos diésel.

En marzo del año pasado la Fiscalía de Múnich adelantó que investigaba a Audi por fraude y publicidad ilegal en la venta en EE.UU. entre 2009 y 2015 de alrededor de 80.000 vehículos.

Según explicó entonces, la sospecha era que se habían instalado dispositivos para manipular los valores de las emisiones con el fin de cumplir los límites fijados en Estados Unidos, sin informar a los compradores.

En enero la Oficina Federal de Vehículos a Motor (KBA) de Alemania, dependiente del Ministerio de Transportes, ordenó a Audi llamar a talleres y reparar más de 127.000 vehículos diésel manipulados.

EFEMOTOREFEMOTOREFEMOTOREFEMOTOREFEMOTOR (2 votes, average: 5,00 out of 5)
EFEMOTORLoading...

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies